Menu
cabecera
alquiler herramientas
Todas las herramientas que necesitas están aquí
TE LO LLEVAMOS A LA OBRA

Todas las herramientas que necesitas están aquí

Nos trasladamos

Abrillantar el mármol: cómo hacerlo paso a paso

Marmol

El mármol es una de las piedras más utilizadas en revestimientos en los hogares. Tanto en paredes, como suelos, encimeras y diversos elementos, la elegancia y el encanto que proporciona esta roca metamórfica no tiene parangón con otro tipo de materiales. Si quieres saber ciertos trucos para abrillantar mármol, y que tus superficies brillen como el primer día, no tienes más que acompañarnos.

Cómo abrillantar el mármol paso a paso

El abrillantado del mármol puede realizarse con máquinas abrillantadoras especiales o manualmente. Si quieres saber cómo abrillantar el mármol, abre bien los ojos porque te vamos a presentar algunos truquitos caseros para que dejes tus suelos como nuevos.

Con bicarbonato y agua

Esto es lo que debes hacer para saber cómo abrillantar el mármol negro o de cualquier otro color:

  1. El primer paso es limpiarlo de residuos y polvo. Para ello, bárrelo y aspíralo bien.
  2. Mezcla 3 cucharadas de bicarbonato con un cuarto de litro de agua. Muévelo bien y aplica la mezcla con un paño suave cubriendo la superficie que quieras abrillantar.
  3. Déjalo actuar durante 5 horas y enjuaga la zona con agua tibia y un paño muy suave.

Con limón

Este truco hay que realizarlo con cuidado porque el limón tiene unas propiedades ácidas que pueden dañar nuestros suelos de mármol. Esto es lo que debes hacer:

  1. Prepara una mezcla con abundante agua y jugo de limón.
  2. Después de haber limpiado superficialmente el suelo, aplica la mezcla por la parte que tengas dañada.
  3. Déjalo actuar durante 1 hora, y después retírala con un paño que no deje pelusas.

Con alcohol o agua oxigenada

Este caso es para manchas más difíciles que no hemos conseguido quitar con los pasos anteriores. Esto es lo que debes hacer:

  1. Preparar una mezcla con agua, zumo de limón o alcohol al 70 %. Puedes sustituir el alcohol por agua oxigenada si lo prefieres.
  2. Se esparce la mezcla por la superficie manchada.
  3. Frota con una bayeta o paño suave hasta que las manchas hayan desaparecido por completo.

Estos métodos caseros son muy efectivos a la hora de saber cómo abrillantar un suelo de mármol y, de paso, lo desinfectamos también.

Diferencias entre pulir y abrillantar

Aunque ambos conceptos tienen el fin determinado de conseguir que el mármol resplandezca en todo su esplendor, son totalmente diferentes.

Abrillantar un suelo de mármol es aplicar productos superficiales para limpiarlo y conseguir su brillo natural. Es una acción que lleva implícita la limpieza y desinfección de los suelos para eliminar las manchas superficiales que puedan tener. Mediante el proceso de abrillantado, conseguimos su cristalizado para devolverle su brillo natural.

Cuando por el paso del tiempo, el mármol se ha deteriorado o deformado, será necesario proceder a su pulido. La acción de pulir el mármol significa lijarlo, quitándole la parte más superficial que es la que está dañada. Con la ayuda de una pulidora, se rebaja el suelo unos milímetros y se consigue quitar todos los arañazos, rayados y deformaciones que pueda tener.

Es una pena tener mármol y no conservarlo en sus auténticas condiciones. La mejor forma de devolverle su esplendor original es el proceso de abrillantar el mármol. Ahora que ya sabes varios trucos caseros, es el momento de devolverle su brillo original.

Llámanos