Menu
alquiler herramientasTodas las herramientas que necesitas están aquí
900 649 640
RONDA DE DALT- ZONA FRANCA - POBLE NOU - C/MALLORCA
TE LO LLEVAMOS A LA OBRA

Todas las herramientas que necesitas están aquí

Cómo taladrar hormigón: todo lo que necesitas

No me digas más: te has encontrado con una pared de hormigón y no sabes cómo hacerlo. Tranquilo, el concreto es uno de los materiales más difíciles de taladrar, pero no por ello significa que sea imposible, lo único que necesitas es un equipo especial para poder perforar y realizar el trabajo con un buen acabado. Si quieres saber cómo taladrar hormigón, nosotros te lo vamos a contar todo.

Qué necesitas para taladrar hormigón

Taladrar hormigón es un proceso bastante fácil si cuentas con el equipo adecuado. Esto es lo que debes tener para perforarlo en condiciones de seguridad:

  • Gafas y guantes de protección: la seguridad es importante si no quieres tener un accidente. Con los guantes evitarás sufrir algún corte, y las gafas son necesarias para evitar que alguna viruta o residuo al realizar el taladro penetre en tus ojos.
  • Taladro percutor: el hormigón es un material muy duro y necesita el impulso de un martillo para poder agujerearlo. Para ello, necesitarás taladros percutores potentes de más de 600 W.
  • Brocas de percusión: para romper el concreto, necesitarás brocas reforzadas de titanio, acero o diamante de alta calidad.
  • Un rotulador o cinta de carrocero, para poder marcar los sitios donde agujerear.

Cómo taladrar en hormigón

Una vez que te has hecho con el equipo, es la hora de saber cómo hacer un agujero en el techo de hormigón o cómo taladrar hormigón en general. Estos son los pasos que debes seguir:

  1. Define la profundidad en tu taladro percutor. Aunque sea lógico, deja que te lo recalquemos, porque no será la primera vez que se taladra toda la pared y hagamos un agujero en la habitación de al lado, dejándolo inservible.
  2. Marcar el punto donde se quiere hacer el taladro. Aunque parece de Perogrullo, mucha gente no lo hace y al final acaba haciendo agujeros innecesarios.
  3. Antes de proceder a realizar el agujero, sostén el taladro con firmeza y en posición adecuada. Ten en cuenta que el concreto es muy duro y, si no sostienes firmemente el taladro con las 2 manos, agrandarás el agujero y habrá que empezar otra vez el proceso.
  4. El inicio del proceso de taladrado es fundamental para el éxito de la operación. No empieces el agujero taladrando con fuerza, ya que puedes ensanchar al agujero. Empieza despacio, asegúrate de que poco a poco se va haciendo el agujero en la posición correcta y, cuando la broca esté apoyada firmemente en la pared, ya puedes emplear toda la fuerza para taladrar. Un buen truco puede ser realizar un pequeño agujero con una broca y un martillo al principio, para fijar bien la operación.
  5. Una vez que el agujero esté definido, puedes emplear más velocidad y presión para acabar el proceso.

 

Como puedes ver, saber cómo taladrar en hormigón es un proceso muy sencillo. Una vez que se tiene el equipo adecuado, el secreto del éxito de la operación es el inicio del agujero. Por cierto, si no dispones del taladro adecuado y no quieres comprarlo, ¿sabes que tenemos taladros percutores de hormigón de alquiler para que puedas colgar tus cuadros sin problemas?

Llámanos!