Menu
cabecera
alquiler herramientas
Todas las herramientas que necesitas están aquí
TE LO LLEVAMOS A LA OBRA

Todas las herramientas que necesitas están aquí

Nos trasladamos

Qué es un escarificador de césped

cesped

¿Te suena la palabra escarificador? ¿Qué es y por qué tendrías que usarlo en tu césped? 

Si tienes un jardín con césped, ya sabrás que para que esté sano y vistoso hay un montón de procedimientos. Lo riegas, lo cortas, lo abonas… Empleas todo tu esfuerzo en mantenerlo en buenas condiciones y, sin embargo, no tiene un aspecto el de tu vecino. 

A lo mejor lo que te queda por hacer para que sea la envidia del vecindario es la escarificación del césped. Si no sabes qué es, o no crees que tenga especial importancia, atento a nuestras recomendaciones.

Qué es un escarificador de césped

Escariar el césped es la operación consistente en sanear la superficie de terreno donde está plantado. Seguro que te has fijado en la cantidad de porquería que se acumula en el suelo de tu jardín: hojas de los árboles, suciedad que arrastra el viento, tierra, raíces y cientos de cosas que no vemos a simple vista. A todo esto se lo denomina fieltro.

El fieltro es muy perjudicial para el desarrollo del césped, ya que forma una capa impermeable que impide que sus raíces puedan desarrollarse bien al no conseguir los nutrientes necesarios para su desarrollo. Dificulta la absorción del abono, el agua y el oxígeno necesario por parte de la tierra y tan necesario para el crecimiento sano de cualquier plantación.

La mejor forma de eliminar el fieltro es utilizando un escarificador de césped. Los hay manuales o mecánicos, y la diferencia es obvia: su rendimiento. Si tienes superficies de jardín de menos de 200 metros cuadrados, uno manual puede servirte, pero para superficies mayores hay que usar los mecánicos, tal y como se hace en cualquier campo de golf o en parques.

Una vez que hayas eliminado el fieltro, tu césped podrá recoger los nutrientes necesarios para su crecimiento y podrá mostrar todo su esplendor.

Cómo y cuándo escarificar el césped

Ahora que sabes qué es un escarificador, debes saber cuándo escarificar el césped

La escarificación suele hacerse un par de veces al año, evitando las estaciones calurosas y las frías. Por lo tanto, debe hacerse en otoño y en primavera. Hacerlo una o dos veces anuales dependerá de la cantidad de fieltro que se forme, o del uso que se dé del césped. Los campos de golf, por ejemplo, sí lo hacen como mínimo un par de veces al año.

Aprender cómo escarificar el césped es muy sencillo: 

  • En primer lugar, tienes que preparar el terreno. Corta el césped y elimina todos los restos que puedas —hojas, malas hierbas o musgo— manualmente, para evitar el atasco de la máquina. 
  • A continuación, pasa la escarificadora dos veces: una en un sentido, y la otra perpendicular. De esta forma, se realizará una eliminación más homogénea del fieltro. 
  • Posteriormente, ya puedes realizar las labores que haces normalmente como recogida de residuos, aireado, recebado, abono y riego.

 

Ahora que sabes qué es un escarificador, utilízalo y verás la diferencia de aspecto que tendrá tu jardín con un césped renovado y reluciente. A veces, no basta con conocer los cuidados que necesita un buen césped para que tenga un aspecto sano y es necesario llevar a cabo trabajos más profesionales. ¿Has visto la maquinaría de jardín que tenemos para ti?

Llámanos